Nueva sede de Scholas en Portugal para darle voz a los jóvenes

Con el anuncio de la próxima inauguración de una sede de la Fundación Scholas Occurrentes en Portugal, se dio cierre al Programa Scholas Ciudadanía en Cascais el pasado viernes 26 de octubre, tras una emotiva semana en la que 180 jóvenes de escuelas públicas y privadas debatieron temas como el sistema educativo y el suicidio juvenil

En presencia de autoridades educativas y funcionarios del ayuntamiento de Cascais, los cerca de 180 jóvenes dieron a conocer sus propuestas y soluciones ante problemas relacionadas con la educación y el suicidio, en un acto de cierre que tuvo lugar en el Hotel Seminario Torre d`Aguilla.

Encabezado por el Presidente de la Cámara Municipal de Cascais, Carlos Carreiras, el ejecutivo municipal se propuso reunirse con directores de escuelas y agrupaciones y profesores, con el fin, en su caso, de poner en práctica algunas de las medidas presentadas al cierre de este programa.

Durante una semana, los alumnos organizados por grupos definieron de forma consensuada, en un ejercicio colectivo, y a través del diálogo y del trabajo en equipo, que el actual modelo de educación y el suicidio son dos grandes problemas de la sociedad actual que deben ser solucionados. La adaptabilidad de la enseñanza, el sistema educativo personalizado, la falta de apoyo emocional en relación a las opciones académicas y el combate contra la desmotivación fueron algunos de los temas que los alumnos abordaron.

“Por fin hemos tenido una oportunidad para ser escuchados y ahora, al final, con las propuestas dimos nuestra opinión; conocimos mucha gente nueva con diferentes maneras de vivir, nos encontramos con ideas muy diferentes; fue divertido y creo que fue una manera de motivarnos”, fueron las palabras de Gabriel, alumno de 16 años de la Escuela IBN Mucana, agradecido por la oportunidad de participar en una iniciativa disruptiva que lo hizo “salir de su encierro”.

Al final del evento, Joana Pinto Balsemão, concejala de la Cámara Municipal de Cascais, hizo un balance muy positivo de esta experiencia: “Siento que se ha dado un enorme salto de fe de todas las partes. Todos confiamos en que este proyecto iba a resultar, porque todos creemos en el potencial que los jóvenes tienen para dar; fue una experiencia muy emotiva. Los alumnos vinieron a decirnos que quieren compartir, que ansían una verdadera comunión, más presencial, y esa es una lección muy grande que sacamos de aquí”, concluyó.

Al cierre del evento, como ya es una tradición, se plantó el Olivo de la Paz, de la Fundación Scholas Occurrentes, como símbolo del diálogo y la cultura del encuentro, así como del compromiso con los pactos realizados.

En respuesta a una de las ediciones del Programa Ciudadanía más emotivas, por haber congregado un número tan amplio de participantes, así como por el empeño y el compromiso de todos los actores sociales involucrados, se dio la primicia de que se inaugurará en próximos meses la primera sede de la Fundación Scholas en Portugal, sumándose al resto de países que ya cuentan con una sede física, como Argentina, Colombia, España, Italia, México, Mozambique y Paraguay.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciseis − dos =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.