Tesoros das Fragas do Eume. Monasteios y Castillos entorno al río Eume

Parque Nacional Fragas do Eume
¡Uno de los bosques atlánticos de ribera más hermoso que conozco! El río Eume desde su nacimiento en a Serra do Xistral (Abadin). Trascurre labrando a su paso parajes encantados y profundos cañones. Dejando un paisaje de verdes mantos de musgos, que forman junto a una gran variedad de árboles a su ribera este bosque encantado.

Fragas do Eume

Estacionalmente transformándose y regalándonos un sinfín de colores. Una joya en la que habita multitud de especies animales y vegetales. Un bosque que nace del río Eume en la espesura del Xistral. Bañando en su parte final, al “Parque das Fragas do Eume” con sus aguas dulces, con matices verdes y azules para alcanzar y buscar la proximidad de la costa.

El Eume

Y transformarse en su último viaje en ría con agua salada. Alcanzando el mar como cuenta la leyenda.

El primer tesoro que te puedes encontrar y el que más popularidad tiene es el “Monasterio de San Xoán de Caaveiro“.
Monasterio de San Xoán de Caaveiro
Monasterio de San Xoán de Caaveiro

Las Fragas del Eume esconden lejos del mundanal ruido, en el corazón del parque natural. La entonces villa de Calavario, topónimo que indica la presencia de rocas graníticas. Y lugar que acogió a partir del siglo IX el Monasterio de San Xoán Bautista. Situado en una colina granítica, rodeado del río “Eume” y “Sesín” que discurren a su pie. Y como adorno, un sinfín de verdes Fragas con castaños, avellanos, acebos y robles centenarios. Una belleza de bosque atlántico que podemos visitar.

Río Eume

Para llegar al monasterio, se puede hacer el camino disfrutando de la espesura del bosque y de las aguas del río Eume. Con los susurros de su leyenda… Una disputada carrera para llegar al mar, del que nacieron dos ríos más, el Sor y el Landro en a Serra do Xistral. Te trasporta a un misterioso bosque habitado por seres mitológicos con duendes o meigas y multitud de leyendas creadas en su entorno. ¡En los siglos que lleva allí construido y no lo conoces!

Pozo da Figueira

Partiendo del coto pesquero de Ombre, cerca de Pontedeume, comienza el camino más cómodo a la vera del río. En este camino te vas a encontrar varios puentes y saltos salmoneros en el paseo, a poca distancia del puente de A Figueira, ya se alcanza a ver el barroco campanario, de “la Iglesia de Santa Isabel” dentro de los muros del ancestral Monasterio.

Campanario de la Iglesia de Santa Isabel de Caaveiro

Cuenta la historia que se conoce… Que fue construido en el año 936 como monasterio benedictino, por San Rosendo. Existiendo con anterioridad y abandonado en 1896. Antiguamente existían dos iglesias y con los restos de una se recompuso la otra.

Interior de Santa Isabel

La iglesia actual de “Santa Isabel” es románica de finales del S.XII. Situada en un promontorio que se ve nada más llegas a la escalinata, que da acceso al arco de entrada.

Entrada a la portería alta y Torre-Campanario

Sobre la que está la Torre barroca, ausente de campanas y a su lado se ve, el exterior del ábside. Lo que más me asombro, es que todo el conjunto está adaptado al medio.

Vistas desde la Casa de los Canónigos

Ya dentro, puedes comprender la meditada situación, que los monjes buscaban. Situándose en los mejores lugares para la oración y contemplación…
Los edificios existentes del Monasterio son:

  • Las Casas de canónigos de portería alta.
  • Sacristía
  • Iglesia de la visitación y de Santa Isabel (S.XII)
  • Torre – Campanario
  • Sótanos abovedados
  • Caballerizas
  • Casa do Forno (en donde se encuentra una actual taberna).
Desaparecieron el alprende, hórreo y el colmenar, entre otros edificios.
Puente sobre el río Sesín
Una bajada al rio Sesín para descubrir los restos de uno de los muiños, que guarnecían al monasterio. En un entorno lleno de cascadas y saltos de agua, que provoca este rio, que entrega aquí sus aguas al Eume. Al pie del risco monacal abrazan los dos al monasterio.
Ponte Sesín
Atravesando el Sesín, por un puente de piedra con gran arcada. Parten varios caminos que se usaban para llegar al Monasterio. El más antiguo un camino medieval, utilizado por los frailes. Es un sendero bastante pendiente que lleva As Neves y con un ramal que va a la “Iglesia de Santiago de Capela“.

Otro acceso, es desde “la Central Hidroeléctrica del Eume” en As Neves también. Y el más cómodo es el “Camiño dos Encomendeiros“. Que se puede utilizar a la vuelta por la otra orilla del Eume.
¡Otra visita espectacular! a un tesoro apartado y un poco oculto del paso del tiempo, que casi se diría olvidado, en cuanto a conservación… También reside elegante en las Fragas, es el “Monasterio de Monfero”.

Monasterio de Santa María de Monfero
Santa María de Monfero

Cuando te adentras en las Fragas do Eume, al sur del parque, por el portal encantado de Monfero, sigues asombrado de la continuidad de un gran bosque milenario. Además de la belleza paisajística descubres monasterios perdidos, como el de “Santa María” localizado en “San Fiz de Monfero”. En un valle apartado, donde nace el río “Lambruxo” afluente del Lambre, que discurre entre las Fragas del Eume y del Mandeo. Un río recién nacido en estos parajes, en una zona tremendamente boscosa.
Este Monasterio cisterciense, fue fundado por el Rey Alfonso VII a principios del S. XII fue reformado posteriormente en el S. XVII, predominando el estilo barroco.

Fachada principal ajedrezada

Su llamativa fachada principal, en donde destaca la decoración con ajedrezado. Con piezas de pizarra incrustadas en el granito, enmarcadas entre columnas de orden corintia. Sobre la que se alza una imponente torre-campanario. En su interior guarda los sepulcros de la familia de los “Andrade” en el altar mayor.

Sepulcro de Nuño Freire de Andrade (1431)

Se encuentran los sepulcros góticos de “Nuño Freire de Andrade” y su hijo Pedro. Vestidas como caballeros medievales y armados, acompañados de ángeles y perros símbolos de la felicidad. Tiene tres claustros en estado ruinoso, que no son visitables en este momento.

Fachada exterior de uno de los claustros

Fue uno de los más poderosos Monasterios de Galicia. Su origen es altomedieval, queda en decadencia en el S. XIX por la exclaustración y posterior ruina del monasterio.
En el entorno natural cercano, podemos ver tres Puentes medievales de un solo arco. Todos del siglo XV. A “Ponte do Dez” sobre el río Frai, “Ponte de San Paio” sobre el río Lambre y el “Ponte das Travesas e Vilarboi” en el río Lambruxo.

Fiestas en Monfero

  • Festa do Grelo” en O Canedo en Febrero.
  • Romería de Cela” a principios de julio en el Monasterio de Monfero.
  • Romería dos Remedios” en septiembre en O Canedo.
Embalse del río Eume
Embalse del Eume
En un profundo cañón que forma este río, con fuertes pendientes desgastadas por la erosión y en pleno corazón de las Fragas. Es un marco ideal de naturaleza, modificada por la mano del hombre. Convirtiendo este cañón en un embalse que recogen las aguas del rio Eume. Es uno de los dos que tiene el río. Un paseo desde el Monasterio de Monfero nos lleva al pie de este impresionante embalse, para conocer las riberas inaccesibles de estas Fragas. Lo puedes conocer desde el agua. Una empresa de kayak establecida allí, los alquila. Partiendo desde un pantalán puedes alquilar una embarcación para recorrer los 15Km. del embalse navegando.
Castillo de los Andrade/Campolongo/Castillo de Nogueirosa
Castillo de Nogueirosa

En la parroquia de Nogueirosa sobre la Peña Laboreira está el “Castillo de los Andrade” defensa natural de la ría de Ares y dominando el territorio de las Fragas do Eume. Levantado sobre una antigua fortificación del S. XII que perteneció a los Monjes de Sobrado. En el S. XIV fue construido por “O Bo” de los Andrade. Estuvo sometido a numerosas revueltas Irmandiñas y leyendas. Destruido en el año 1467 en la segunda revuelta Irmandiña y vuelto a construir. Pasados tres siglos, pasó a los Condes de Lemos, después a la Casa de Lerma y en el S. XIX fue restaurado por orden del Duque Alba, que era el propietario del Castillo. Una Leyenda cuenta que estaba comunicado con el Palacio-Torreón de los Andrade situado en Pontedeume en la desembocadura de la ría.

En este enlace podéis ver “15 Castillos en las Rías de A Coruña“.
Dónde comer en las Fragas do Eume

Una variedad de tabernas y cantinas del Eume te puedes encontrar en el recorrido por las Fragas. ¡Que estamos en Galicia! Un ejemplo por citar algunas visitadas.

– “Restaurante Andarubel”
Pechuga de pollo relleno de queso de A Capela, pasas y trompetillas de la muerte

En la misma entrada del coto pesquero de Ombre, pegadito al río Eume. Con unas asombrosas vistas y un menú elaborado.

– “Taberna de Caaveiro”
Con cañita en las Fragas

Situada en el interior del Monasterio de Caaveiro, ocupa las antiguas dependencias de la “Casa do Forno”. Una taberna con muchos posibles, con variedad de bocadillos, tostas y postres caseros. Como ejemplo una “Tosta de queso mantecoso, con algas y mermelada de pimientos” que acompaño a una cerveza fresquita, están de rechupete. Con refrigerios en el descanso de las rutas, que conducen al él. ¡Están que se salen y con pincho de cortesía! Y vistas, en un día soleado en la pequeña terraza a su entrada.

– “Bar Pila da Leña”
Callos

Una pequeña tasca de pueblo, en donde la comida casera es rica y generosa. También por encargo te preparan comidas para grupos. Situada a poca distancia del Monasterio de Monfero.

– “Casa Juan”

Un referente en cuanto a cocidos se refiere. ¡Están espectaculares! situado también cerca del Monasterio de Monfero.

¡Gracias por leer mi Blog!
Me puedes seguir en redes sociales.
Facebook, con mis dos perfiles = Ana Bares Lugares y Bares y más Lugares.
Aaahhh… Y también en Instagram.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × tres =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.