Qué es el gas radón y dónde se encuentra

Descubierto oficialmente hace más de cien años el gas radón es un gas radioactivo natural que en los últimos tiempos está de actualidad en España. Nuestro país y en especial regiones como Galicia, Castilla La Mancha, Extremadura o la Sierra de Madrid son zonas en donde este elemento presenta índices altos de emisión situándose en el punto de mira de la ciencia, la sanidad y varios organismos oficiales por el peligro que representa para nuestra salud

Hace pocos años saltaban todas las alarmas en España debido a la presencia del gas radón en índices altos y sus efectos perjudiciales para la salud en diversas regiones de nuestro país. Toda Galicia, Extremadura, el norte de Castilla La Mancha y la Sierra de Madrid fueron marcadas en el mapa como las zonas con mayores índices de emisión de este gas radiactivo. Un gas que emana de manera natural a la superficie de la tierra  y que al libre no representa peligro para la salud, pero sin embargo en lugares cerrados como edificios y viviendas puede tener efectos altamente perjudiciales. De hecho, está considerado como la segunda causa de cáncer de pulmón, sobre todo en personas fumadoras, según los datos de los últimos estudios médicos publicados.

Aunque en la actualidad las nuevas construcciones de todo tipo se están realizando en su con sistemas de protección ante el gas radón, los mayoría de edificios y viviendas ya construidos en España no tienen estas medidas de seguridad. Es por ello que muchas personas optan por instalar en su vivienda los sistemas de protección mediante empresas con profesionales especializados en esta problemática. Por lo tanto y pese a ser un gas tan nocivo presente en nuestro día a día y del que la población poco conoce, tiene fácil solución evitar sus efectos.

¿Qué es el gas radón?

El gas radón es el producto de la descomposición del uranio que se encuentra en el subsuelo de la tierra, emanando de manera natural a la superficie o desplazándose a depósitos de agua subterráneos. No deja de ser un elemento más con el que convivimos y que debido a su rápida disolución en la atmósfera, no representa ningún tipo de riesgos para nuestra salud. El problema radica cuando en lugares donde los niveles de emisión son altos existen edificios o viviendas, en ese caso el gas radón permanece más tiempo y puede alcanzar grandes concentraciones con índices peligrosos.

La principal preocupación se centra en los hogares y los sitios de trabajo, ya que es donde más tiempo pasamos a lo largo del día. El gas radón tiene la capacidad de adherirse a las partículas de polvo que se encuentra en suspensión en el aire y que acabamos respirando. El radón tiene varios isótopos y entre ellos el Polonio 214 y el 218 son especialmente dañinos al liberal radiación ionizante, que puede alterar las células del epitelio pulmonar pudiendo provocar cáncer de pulmón si se está expuesto de manera prolongada a niveles altos.

¿Dónde se origina?

El gas radón se origina de manera natural en zonas con suelos graníticos. En este tipo de suelo están presentes elementos como el uranio, que al descomponerse con el paso del tiempo emana en forma de gas conocido como radón. Este gas sale a la superficie de la tierra a través del granito presentándose como otro de tantos elementos que componen la atmósfera terrestre.

En España y de manera especial en Galicia y el norte de Castilla La Mancha prácticamente la totalidad de la tierra tiene en su subsuelo presente el granito como mineral predominante. Este dato ha puesto en el punto de mira de organismos oficiales, medicina y ciencia estas zonas, realizando estudios de todo tipo sobre los efectos en la salud y las medidas a tomar ante el problema. Algo que por otra parte aunque resulta preocupante y causa de alarma, tiene una sencilla solución con los sistemas de protección frente al gas radón que se pueden instalar en viviendas, edificios o cualquier estructura cerrada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho − 5 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.