En busca de identidad. Por @xalomonte. Y seguramente esta busca de identidad sea en todos los sentidos

El dia de hoy era el oportuno para saber cuál es nuestro camino esta temporada en la segunda división. Una victoria in extremis contra  el Oviedo en el último minuto gracias a una genialidad de Christian Santos, y dos derrotas abultadas ante Huesca y Rayo a domicilio necesitaban en casa poder demostrar donde era nuestra posición a estas alturas de la Liga.

Y la poca afición que  asistió hoy a Riazor (15.000) no ha podido ver a un equipo que tenga posibilidades de ascenso a estas alturas. Qué podríamos haber ganado por merecimiento? Puede ser,  pero no demostramos la superioridad que se le supone a nuestro equipo.

Empezaba el partido con cambios. Gran parte de las incorporaciones de última hora se presentaban titulares lo cual hacía reflexionar a la grada. Mollejo y Montero (probablemente grandes fichajes) eran titulares en el equipo, lo cual nos hace dudar sobre la confianza del entrenador en otros jugadores. Sólo dos entrenamientos ya les hacen titulares? Una apuesta del entrenador que deja a las claras que el equipo no contaba con los jugadores deseados.

Empezó el partido con ambos equipos esperando a que el rival cometiera un error e intentando cerrar su defensa, algo lógico en el Albacete jugando fuera y no tan lógico en nuestro equipo que venía de recibir sendas palizas a domicilio, y que necesitaba demostrar a su afición que también era un equipo a tener en cuenta. Pero solo aketxe parecía comprometido con dicha labor intentando ser el faro que el depor necesitaba. Y en uno de los diferentes golpes francos casi lo consigue, enviando una falta al larguero en un gran envío.

Como suele ser habitual en estas primeras jornadas la tecnología fue la protagonista, siendo Olabe el beneficiado en una entrada por detrás (sería genial que Velasco Carballo explicara el porqué esa acción no fue tarjeta roja) que pudo haber cambiado el signo del partido. Más aun cuando unos minutos después estuvo a punto de abrir el marcador en una clara ocasión.

Pero era un espejismo, el Albacete dio una imagen muy pobre en la primera parte de la que el Depor incomprensiblemente no se aprovechó. En el inicio de la segunda parte parecía que el Depor intentaba poner algo de presión e ir a por el partido mostrando su superioridad, pero poco duró el intento. Corrían los minutos donde el empate se daba por bueno por parte de los dos equipos hasta que el VAR entró de manera incomprensible señalando un “penaltito” de David Simón que ningún jugador del Albacete protestó y que tras 5 minutos de espera se convirtió en el gol del equipo visitante.

Faltaban 15 minutos para acabar el partido y de aquí al final sólo contamos con una ocasión de Christian Santos de cabeza. Pobre producción para un equipo que pretende estar arriba y hacer de su estadio un fortín. Cuatro partidos, 3 puntos y la incertidumbre a la hora de preguntarnos cual será nuestro sitio esta temporada.

Si me preguntan la opinión sobre nuestro equipo este año, sólo tengo una frase que decir por desgracia.

FORZA DEPOR

 

 

 

 

 

 

Fotografías @xalomonte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres + 12 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.