Consejos para elegir la mejor sartén

La elección de un utensilio de cocina tan importante como la sartén es un factor fundamental para nuestra cocina. Disponer de una buena sartén para tortilla se hace imprescindible en todos lo hogares. Existe una gran variedad de sartenes diferentes, pero no todas mantienen un equilibrio correcto en calidad precio.

En este sentido, podemos encontrar sartenes con un precio asequible pero la calidad de éstas deja mucho que desear. Por consiguiente, si queremos una sartén que nos pueda durar una larga temporada y que presente unas excelentes condiciones debemos pagar un precio algo más elevado y elegir unas sartenes de mayor calidad.

¿Qué debemos tener en cuenta a la hora de elegir una sartén?

La cocina

Existen cocinas que por sus características admiten la misma clase de sartenes, como las de gas o vitrocerámica. No obstante, las cocinas de inducción basan su funcionamiento a través de un imán que se activa eléctricamente, por lo que precisan un tipo de sartenes específicas, así como unos utensilios concretos. De este modo a la hora de comprar una sartén deberemos fijarnos en las características que presentan en las etiquetas y ver para qué tipo de cocinas son adecuadas.

Tamaño y uso

El tamaño y el uso que va a tener la sartén es un factor fundamental. Debemos tener en cuenta el número de raciones que se van a necesitar y qué tipo de alimentos se van a cocinar. De este modo, por lo general contar al menos con dos tamaños distintos de sartenes se hace imprescindible en toda cocina. Disponer una sartén con un diámetro de 21 cm para preparar tortillas, filetes o huevos y otra con un diámetro de 24 cm para cantidades más abundantes ideales para preparar otro tipo de platos o para un mayor número de comensales.

Bolsillo

Otro factor importante es la capacidad adquisitiva que disponemos. Una sartén de buena calidad no suele presentar precios económicos. No obstante, entre las sartenes de mejor calidad podemos encontrar alguna que se adapte a nuestras necesidades y sobre todo a nuestro bolsillo. En este sentido, debemos considerar que vamos a realizar una inversión en un utensilio que de él dependerá la calidad de los alimentos que cocinemos en él. Asimismo, de la calidad de la sartén también dependerá el tiempo de vida útil que va a presentar; por lo que si no queremos estar comprado sartenes cada poco tiempo es necesario hacer un pequeño esfuerzo.

Tipo de materiales

Las sartenes de mejor calidad suelen estar fabricadas con materiales como el hierro fundido, acero inoxidable, aluminio o hierro de carácter mineral. De igual modo, determinados modelos presentan un tipo de recubrimiento antiadherente, generalmente de cerámica o teflón. Asimismo, podemos encontrar otro tipo de sartenes que no lo necesitan, como las que están fabricadas con acero inoxidable. Esta clase de material es el elegido principalmente por los cocineros que se dedican de manera profesionalmente a la cocina. No obstante, estas sartenes necesitan mantener un control de la temperatura al ser utilizadas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 − 13 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.